Pareciera que 10 años no son nada, que pocas cosas cambian, sin embargo fue precisamente hace 10 años que nuestra comunidad implementó diferentes estrategias para tratar de llegar a más jóvenes. Estos recuerdos, videos y fotografías, nos recuerdan como en aquellos tiempos de extrema violencia en la ciudad se fue respondiendo con mensajes de esperanza y espacios para recuperar la convivencia y el crecimiento espiritual.

La serie

Es claro que hace 10 años no existían tantos grupos como hoy, y de hecho, existían otros que hoy en día se han transformado, como aquellos grupos de formación de Soldados de Cristo y JoLiC, además era el tiempo en que se fundaron algunos grupos como Guerreros de la Paz y Confirmaciones Domingos.

Con esta publicación queremos abrir una serie de publicaciones que intentarán exponer el cómo comenzaron cada uno de los grupos de nuestra comunidad, sus fundadores, la visión de cada uno así como notas curiosas que nos compartan aquellos que estuvieron presentes en aquellos años.

Es importante recordar

Más que por conocer la historia de nuestra parroquia, es valorar el trabajo que Dios ha venido haciendo en la pastoral juvenil que hoy en día se vive en cada grupo de la comunidad. Es bueno recordar que si permitimos al Espíritu Santo actuar en nosotros, nos dejamos guiar por él y tomamos iniciativas que permitan a cada vez más personas sentirse Iglesia, la comunidad crece y permitimos que las siguientes generaciones continúen renovando los cursos que ya por más de una década han dado grandes frutos.

Nuevas iniciativas

Finales de 2007, comienzos de 2008, no era común tener una cámara de video digital y mientras que YouTube apenas comenzaba a ser popular con 2 años en Internet, fueron algunos jóvenes de la comunidad que comenzaron con la idea de hacer videos tipo cortometrajes solo con una cámara sencilla de un jóven aficionado y así, se intentó atraer más jóvenes a los grupos recién creados, incluso para las navidades juveniles.

Los videos de Confirmaciones

Si queremos darnos una idea de cómo comenzaron los grupos de confirmaciones y que a su vez, permitieron un “boom” de jóvenes en la parroquia, una buena forma de empezar es por las video-invitaciones que se comenzaron a realizar precisamente para intentar nuevas formas de atraer jóvenes hablándoles en su lenguaje, haciéndoles saber que eran entendidos por la Iglesia, junto con el Padre Carlos, la pastoral juvenil, buscaba dar a los jóvenes razones para salir de su casa y encontrarse con la comunidad, muy en contra de la fuerte cultura de muerte que se vivía en la ciudad en aquellos años.

Así como muchas parroquias, sólo existía un grupo de confirmaciones, sin embargo, a partir del 2007 que se fué incrementando la demanda del cupo, se abrió primero un segundo grupo en Domingos en 2007 y posteriormente en Viernes en 2012. Al momento de abrirse, Lalo Martinez coordinaba confirmaciones sábados, mientras que Omar Rios, coordinaba confirmaciones domingos y pese que al principio hubo resistencia por parte de los coordinadores quienes reclamaban al padre Carlos que el grupo estaba dividido, fueron ellos mismos que se dieron cuenta con el tiempo que era necesario abrir mas espacios pastorales para poder acoger a más jóvenes en la parroquia.

 

Las fotos

Al igual que con los videos, eran pocos los coordinadores que tenían la oportunidad de tomar fotos, sin embargo con un poco de esfuerzo iremos recopilando algunas de otros grupos, mientras queremos compartirte algunas de las que tenemos de los grupos de confirmaciones de hace 10 años. Esperamos puedas encontrar a alguien con quien compartirlas, o bien, conozcas algunas de las personas que comenzaron con esta hermosa labor evangelizadora y catequética.

Los Flyers

Pese a que había poca necesidad de andar casa por casa invitando a los jóvenes al curso de confirmaciones, si se requería hacer “flyers” o pequeños volantes no solo para difundir en las redes sociales como MySpace y el apenas naciente Facebook, sino también para repartirlos de forma impresa al final de las Misas. Curso con curso, los flyers se volvieron parte importante del inicio de curso, mismos que quedarían inmortalizando aquellas vivencias.